Revista Ecoguía

La Autoridad Nacional de Licencias Ambientales (ANLA) emitió auto de inicio para la evaluación ambiental del proyecto 
de minería de cobre en Quebradona, Jericó. Anglogold Ashanti, a la espera del concepto técnico.

 

BOGOTÁ.- El Estudio de Impacto Ambiental (EIA) del proyecto de minería de cobre en Quebradona, Jericó (Antioquia), presentado por AngloGold Ashanti a la ANLA cuenta ya con el acto administrativo que da inicio formal a la evaluación ambiental que debe hacer la entidad para determinar la viabilidad o no del proyecto.

Según la compañañia minera, la emisión del auto indica que AngloGold Ashanti "entregó a cabalidad a la autoridad ambiental la totalidad de requisitos establecidos, incluyendo los documentos anexos". Entre estos, destaca que entre los lugares que la empresa identificó durante los años de estudios en el territorio, únicamente Nuevo Chaquiro pasó a una fase avanzada de exploración, lo que quiere decir que la compañía no tiene interés en explotar los títulos que hacen parte del Distrito de Manejo Integrado Cuchilla Jardín-Támesis. 

Los directivos de la compañía aseguraron que el Estudio de Impacto Ambiental (EIA) presentado por AngloGold fue fruto de un proceso  que incluyó más de 14 años de estudios sobre las características sociales, económicas y ambientales de Jericó, en el que participaron 27 consultoras expertas en geología, hidrología, ecología, entre otras especialidades. Además, según la entidad gubernamental, contó, entre noviembre de 2018 y septiembre de 2019, con un ejercicio de escucha a las inquietudes de más de 2.600 habitantes de Jericó, a través de 150 encuentros promovidos por la compañía.

“Los territorios hoy reclaman organizaciones que tengan la capacidad de construir colectivamente un mayor valor compartido, que incentiven la creación de empleos formales, desarrollen y contraten proveedores locales, ayuden a la regeneración de los ecosistemas, fomenten la creación y fortalecimiento de institucionalidad. Con este espíritu, queremos demostrar que es posible la convivencia de la minería con otros sectores económicos, que, de manera armónica, generen bienestar y desarrollo para el municipio, Antioquia y Colombia”, sostuvo el presidente de AngloGold Ashanti Colombia, Felipe Márquez Robledo.

De acuerdo con antecedentes sobre proyectos similares al de AngloGold Ashanti en Quebradona, el proceso de evaluación que realiza la ANLA tomará el tiempo que la autoridad disponga. A lo largo de este, es probable que la entidad requiera documentación adicional sobre el proyecto. 

Una vez surtido el proceso de evaluación, la viabilidad o no de la licencia ambiental del proyecto será emitida a través de un concepto técnico, el cual se acogerá mediante acto administrativo, que posteriormente es notificado al solicitante.