Revista Ecoguía

Codechocó, en articulación con  la Policía Ambiental, el Ejército Nacional y el CTI, realizaron operativo en el Río Quito, a la altura del sector de San Isidro y Villa Conto.

QUIBDÓ.- Una persona fue puesta a disposición de la Fiscalía seccional Quibdó y 8 dragas que se encontraban sobre la cuenca hídrica fueron destruidas, en desarrollo de un operativo contra la miner{ia ilegal en el departamento del Chocó.

El primer punto a intervenir fue en el corregimiento de San Isidro, sobre la margen derecha aguas abajo del rio Quito, donde se encontraron tres dragas y dos retroexcavadoras, las cuales fueron destruidas; la segunda intervención se dio en el corregimiento de Villa Conto, donde se pudo evidenciar la presencia de esta maquinaria, que igualmente fue destruidas.

Harry Escobar, subdirector de Calidad y Control Ambiental de la Corporación, afirmó que el operativo hace parte de la estrategia interinstitucional que adelanta la entidad con la Fuerza Pública, en contra de la principal problemática de la cuenca hídrica.  Por otro lado, agregó que la medida se establece como la última instancia, ya que pese a un trabajo de socialización con los infractores, continúan haciendo minería de manera ilegal y ocasionando impactos ambientales en la región, por lo cual la destrucción permite que se  impida que se siga afectando la calidad de vida de las poblaciones, así como la degradación de los bosques y el río.

“Seguiremos siendo implacables en el desarrollo de nuestras acciones en contra de la minería ilegal en el Chocó. Ejerceremos la máxima autoridad ambiental en todo el territorio”, dijo Arnold Alexander Rincón López, director General de Codechocó, para de esta manera velar por los recursos naturales de la Región.

Por otro lado, agregó que el procedimiento de destrucción  también obedece a las acciones planteadas en el marco de la sentencia T-622/16 y la Resolución Nº 773 del 2018 del Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible, en la cual se estableció  que la fuerza pública debe  implementar un plan de erradicación de la minería ilegal en la cuenca del Rio Quito y Atrato con el apoyo de la entidad.