Colombia llegó este año a 28.9 millones de hectáreas protegidas de su superficie terrestre, a lo cual se suma la declaratoria de dos humedales Ramsar y la delimitación de 23 de los 37 sistemas de páramos. Reforestación y control a la deforestación, grandes retos.

 

CÚCUTA.- Este gobierno recibió el país con 400.000 hectáreas restauradas en el 2014, hoy tenemos 588.000, lo que nos pone en el 95% del cumplimiento de la meta de 610.000 hectáreas que estaba en el Plan Nacional de Desarrollo.

Así lo aseguró el ministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible, Luis Gilberto Murillo, quien reiteró que el crecimiento de Colombia no puede ir en contravía de la riqueza natural y de su sostenibilidad.

Durante la rendición de cuentas, el ministro recordó que el programa Herencia Colombia garantizará la conservación, uso sostenible y financiación a perpetuidad de 20 millones de hectáreas del Sistema Nacional de Áreas Protegidas (SINAP) con miras a garantizar los servicios ecosistémicos que brinda la biodiversidad a millones de colombianos.

A lo largo de estos 7 años hemos diseñado y tomado medidas que protegen nuestro medioambiente y sientan las bases para que nuestros hijos puedan seguir disfrutando de las maravillas de esta riqueza natural, advirtió el ministro Murillo.

Según lo destacó, “la medida más estratégica que tomamos es la construcción de la Política Nacional de Cambio Climático, que nos da la hoja de ruta hasta el 2030 y nos compromete con la visión de la comunidad global de tener una sociedad neutra en carbono hacia el 2050”.

Otro importante logro del sector ambiente, según el alto funcionario, ha sido la regulación del uso del mercurio para proteger los recursos hídricos y el aire: “hemos formulado políticas sobre manejo de residuos, sustancias químicas y gestión del suelo”, subrayó.

Protocolo verde

De igual manera, precisó que el Ministerio, atendiendo recomendaciones de la OCDE se ha avanzado en la implementación de la estrategia de compras públicas sostenibles y la firma del Protocolo Verde entre el Gobierno Nacional y 22 entidades del sector financiero.

Gracias al manejo de residuos y químicos en Colombia, se está evitando la contaminación de más de 26.000 toneladas de pescado al año o más de 23 millones de metros cúbicos de agua, lo que equivale al consumo de una ciudad como Bogotá en 11 días.

A través de los emprendimientos y negocios verdes se ha logrado el acompañamiento y generación de empleos directos de aproximadamente 4.372 familias, de las cuales el 35,16 % corresponde a mujeres. Se espera que, al contabilizar las familias de los 190 nuevos negocios vinculados en el 2017, cifra que sobrepasa las 7.500 familias.

Grandes retos

Dentro de los retos que le quedan al país para el sector ambiente, está la restauración, “por eso necesitamos celeridad en los proyectos que hemos radicado en el Congreso, por cada día que dejan de aprobarnos nuestro proyecto, se deforestan 40 hectáreas y se sigue vertiendo mercurio al agua”, explicó el ministro Murillo.

Adicionalmente, el funcionario explicó que dentro de las prioridades del Ministerio figura completar la delimitación de los páramos y dejar bien regulado todo lo que tiene que ver con su zonificación, sus planes de manejo y los procesos de reconversión.

“Quisiera llegar a la meta de aumentar los humedales de categoría Ramsar, en el país tenemos varios en lista ya. Esa categoría de protección internacional va ser importante, porque garantiza y aumenta la opción del recurso hídrico para los colombianos”, subrayó.

En su rendición de cuentas, el ministro Murillo expresó su interés de dejar establecido el plan maestro de erosión costera, fortalecer el control de la deforestación y un tema fundamental como el manejo de los residuos sólidos, de las bolsas.

Para el Ministro de Ambiente, dentro de los retos que le quedan al próximo gobierno, figuran también aumentar significativamente las inversiones para adaptación al cambio climático, hacer un manejo eficiente de los vertimientos y manejo de químicos y frenar y disminuir la erosión costera.