BOGOTÁ, Septiembre 3 de 2016.- La CVC y la Fundación Panthera de Colombia dieron a conocer un significativo hallazgo en las montañas del Valle del Cauca, donde a través de fotografías de cámaras trampa detectaron la presencia del Margay Melánico, un felino, que por sus características fenotípicas de tamaño y largo de la cola podría corresponder al Leopardus wiedii, una especie no reportada antes en la bibliografía científica colombiana.

Los resultados se produjeron tras una investigación que buscaba evaluar las poblaciones de felinos existentes en el Valle del Cauca, mediante la utilización de la mencionada tecnología. Lo anterior fomenta un interés científico por saber si los individuos melánicos detectados son oncillas (Leopardustigrinus) o margays (Leoparduswieddi), aunque es necesario realizar análisis moleculares para determinar la especie.

Durante el trabajo de campo que también detectó la presencia de otras especies importantes para la conservación como: el Oso Andino (Tremarctosornatus), contó también con la participación de los Consejos Comunitarios de Comunidades Negras y la Fundación San Cipriano.

La valiosa información recolectada durante la exploración se unirá a la del proyecto ‘Corredor Jaguar’ que une las áreas boscosas de 13 países desde México hasta el norte de Argentina, sobre el cual la Fundación Panthera viene trabajando desde hace mucho tiempo.

El estudio también aportó insumos al proceso de Declaratoria del Cerro El Inglés (Serranía de los Paraguas – Chocó), como Distrito Regional de Manejo Integrado y despertó interés por investigar la comunidad de tigrillos registrada en la zona.

Otro de los hallazgos de la investigación fue la presencia del Puma Yaguarundí (Herpailurus yagouaroundi) en las diversas coloraciones de pelaje reportadas para la especie: gris, café, rojizo y negro, en el Distrito Regional de Manejo Integrado Laguna de Sonso y en el bosque Las Chatas (Buga), a pesar de la presión del área con cultivos de caña de azúcar lo que sugiere que la especie ya logró adaptarse a los agropaisajes.

Esta importante investigación mereció el máximo reconocimiento en la categoría Avances Científicos o Tecnológicos para la CVC y la Fundación Panthera de Colombia, que otorga The NatureServe, una ONG de origen norteamericano.

Las cámaras foto-trampa tienen sensores que se activan con el movimiento y capturan imágenes fotográficas de las especies que permiten identificar sus poblaciones y comportamientos. Éstas fueron instaladas durante un mes en árboles ubicados en sitios estratégicos, a una altura aproximada de 50 centímetros del suelo, considerando que los felinos requieren hábitats poco intervenidos.